¿Se viene el fallo de la ley de medios?

0010020868La Corte Suprema convocó para el próximo 28 a una audiencia pública a los representantes del gobierno y del grupo Clarín, para que fijen sus respectivas posiciones sobre la validez constitucional de Ley de Medios.

La Corte dejó pasar el tiempo para conocer el resultado de las Paso. Según los que saben, Clarín tendría una mayoría mínima. De este modo, el grupo lograría salvar el negocio de Cablevisión-Fibertel, que le representa más del 70 por ciento de su facturación. Para tratar de compensar, es posible que la Corte ordene desinversiones de Clarín en algunas radios que debería vender, algo totalmente secundario para sus intereses.

Movilización K a los tribunales

Mientras la ley de medios trajinó los tribunales, los multimedios ligados al oficialismo se apoderaron de nuevas licencias, mientras no hubo ningún avance para los medios comunitarios. En consecuencia, el fallo no incomodará a las corporaciones mediáticas de los K; en la práctica se ha redistribuido una parte del mercado, mientras el pulpo de Telefónica, el mexicano Slim y DirecTv acechan el espacio digital. Todo esto con el visto bueno de Sabbatella. El reparto del mercado facilita ahora un fallo contrario de la Corte. Ni Vila-Manzano ni Electroingeniería, ni mucho menos Telefónica, están interesados en llevar adelante una verdadera desinversión. Los grupos económicos propietarios de multimedios que el gobierno fortaleció para pelear contra Clarín tienen, al final, los mismos intereses que el grupo de Magnetto. ¡Los K se han cavado su propia fosa!

Gabriel Solano